3 mascarillas con aceite de oliva para rehidratar la piel después del verano
¿Te ha resultado útil?

Después de todo el verano, seguro que notas que, ahora que el verano está llegando a su fin, tu piel no es la que era al principio. Probablemente te ha pasado de mirarte en el espejo, o salir de la ducha, y notar que tienes la piel seca, y que por más que la hidratas con cremas no es suficiente.

Quizás te hayas vuelto loca buscando cremas milagro que devolvieran la hidratación de tu piel. Pues bien, qué pensarías que la solución probablemente la tenías en tu cocina… Así es, el aceite de oliva es mucho más hidratante que la mayoría de cremas que venden en grandes franquicias de perfumería o en supermercados, y sobre todo, mucho más económico.

Y es que ahora que el verano se está acabando y probablemente tú tengas que volver a la “normalidad” de tu día a día y de la rutina, tu piel también necesita recobrar esa “normalidad” que ha ido perdiendo durante el verano a causa del calor, la playa, el agua salada del mar, el cloro de la piscina…

Por eso, vamos a enseñarte a hacer 3 recetas con aceite de oliva, que te dejarán la piel tan suave e hidratada como la de un bebé.

 

3 recetas de mascarillas con aceite de oliva para rehidratar la piel

Si quieres saber cómo se hacen, coge papel y boli, y apunta con atención. Tu piel te lo agradecerá.

 

Mascarilla a base de aceite de oliva y miel de abeja:

Para la elaboración de esta mascarilla usaremos miel de abeja y aceite de oliva. La combinación de estos dos ingredientes dan lugar a una mascarilla multivitamínica que reduce la sequedad de la piel así como las imperfecciones.

RELACIONADO  Todo sobre el acebuche

Ingredientes:

  • Aceite de oliva ( 2 cucharadas ó 32 gramos)
  • Miel de abeja (1 cucharada ó 25 gramos)

Hay que aclarar que las cantidades que se muestran de los ingredientes corresponden a una cantidad predeterminada para la zona del rostro. Si quieres aplicar la mascarilla por otra zona en la que notes sequedad, deberás ajustar las cantidades a la extensión de esa zona del cuerpo.

Elaboración de la mascarilla:

  • En primer lugar, deberás poner los dos ingredientes en un recipiente, recomendablemente cóncavo, y mezclarlos bien, hasta que quede una pasta homogénea.
  • A continuación, lávate la cara con agua y jabón, o la zona del cuerpo donde te la quieras aplicar, y sécala bien. Después de que esté seca, ponte la mascarilla sobre la zona en la que quieras que actúe, y cúbrela con una fina capa del producto.
  • Deja que la mascarilla actúe durante aproximadamente 30 minutos. Pasados los 30 minutos enjuagate la cara, o la zona, con abundante agua y sécala.
  • Podrás repetir este proceso de 2 a 3 veces por semana.

 

Mascarilla con aceite de oliva y aceite de coco:

Esta mascarilla de aceite de oliva y aceite de coco, hace que se combinen los ácidos grasos del aceite de oliva con los antioxidantes del aceite de coco, dando lugar a una mascarilla con aceites naturales que ayuda a recobrar la hidratación de la piel, así como su firmeza, y contribuye a retrasar las arrugas y los signos de la vejez.

Ingredientes:

  • Aceite de oliva (32 gramos ó 2 cucharadas)
  • Aceite de coco ( 15 gramos ó 1 cucharada)

Pasos a seguir en la preparación de la mascarilla:

  • Esta mascarilla es muy sencilla de preparar y tiene incluso menos pasos a seguir que la anterior. En primer lugar, deberás de poner en un recipiente ambos aceites y mezclarlos bien hasta que hayas obtenido una mezcla homogénea.
  • Cuando tengas la mezcla homogénea, aplícala sobre la zona deseada, y deja que se absorba. Es importante que no enjuagues la zona, sino que simplemente dejes que la piel absorba por completo todos los nutrientes del aceite de oliva y el aceite de coco.
  • Esta mascarilla es recomendable aplicarla, mínimo, 3 veces por semana, para obtener unos mejores resultados.
RELACIONADO  ¿Qué es la almazara y cómo ha cambiado?

 

Mascarilla reafirmante con aceite de oliva y clara de huevo:

Esta mascarilla, como se puede intuir por el título, ayuda a reafirmar la piel y a que recobre toda la hidratación de la que ha sido privada durante el verano.

Es una mascarilla que, debido a la proteína de la clara de huevo y las grasas del aceite de oliva, reparará al 100 % tu piel.

 Ingredientes:

  • Aceite de oliva (1 cucharada ó 16 gramos)
  • 1 clara de huevo

Proceso de elaboración de la mascarilla:

  • El primer paso a seguir para la elaboración de esta mascarilla es batir la clara de huevo.
  • Una vez batida, se mezclará con el aceite de oliva, removiendo la mezcla bien, para asegurarse de que ambos ingredientes se han unificado correctamente.
  • Obtenida la mezcla, se aplicará por el rostro, o por la zona deseada, y se dejará actuar entre 30 y 40 minutos.
  • Pasados los 30-40 minutos, deberás enjuagarte la cara, o la zona en la que hayas aplicado la mascarilla, con agua templada, realizando movimiento circulares durante el enjuague para que así la mascarilla se elimine más rápidamente.
  • Esta mascarilla de aceite de oliva y clara de huevo se puede aplicar de 2 a 3 veces por semana.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioPublicar