Publicado el Deja un comentario

Cuidado de los pies con aceite de oliva

Se acerca el verano, los días ya son más largos, el sol ya luce con mayor esplendor y nuestros pies empiezan a salir de los zapatos. Y entonces nos damos cuenta del estado de nuestros pies: talones agrietados, durezas, callosidades… Y tú quieres lucir tus sandalias, pero parece que van a tener que esperar.

En invierno prestamos menos atención a nuestros pies, ya sea por pereza o porque durante esa época fría del año, esa parte del cuerpo no la mostramos, pero cuando se acerca la época estival… ¡nuestros pies necesitan un mayor cuidado!

Por eso, hoy queremos contarte cómo puedes mejorar el aspecto de tu pies aplicando aceite de oliva. Si quieres saber más, sigue leyendo y ¡lucirás unos pies de infarto este verano!

aceite para nutrir piesAceite de oliva para los pies

En anteriores posts ya hemos hablado de los beneficios que reporta el aceite de oliva para nuestra piel. Y es que el aceite es un nutriente esencial, también para nuestros pies.

¿Quieres tener unos pies lisos, suaves y sedosos? Y si te decimos que puedes lograrlo de un manera natural. Sí, con aceite de oliva. Al igual que el aceite de oliva es un remedio casero para nutrir el cabello y reducir su caída, también ayuda a nutrir los pies. El aceite de oliva es buena de los pies a la cabeza. Nunca mejor dicho. 😉

Tan solo necesitas acudir a la despensa, coger la botella de aceite de oliva que tengas y aplicar un poco en tus pies. Fácil y sencillo, y por supuesto, natural.

Trucos caseros para nutrir los pies

Si quieres lucir unos pies de infarto este verano, te aconsejamos que hagas uso de los siguientes remedios caseros para nutrir tus pies y que utilices este truco de belleza casera. Son recetas que podrás preparar en pocos segundos y cuyo resultado es sorprendente: olvídate de tus talones agrietados en tan solo unos días. No necesitas a acudir a sesiones de spa, ni gastar dinero en lujosas cremas, el remedio para tus pies lo tienes en casa: aceite de oliva. ¿Te animas a ponerlo en práctica?

  • Masaje en los pies a base de aceite de oliva: puedes emplear directamente el aceite de oliva en tus pies insistiendo en aquellas zonas más resecas, masajeando los dedos hasta los talones. Deja actuar unos minutos hasta que tu piel absorba todo el aceite. Para evitar quedar con sensación pegajosa, después puedes retirar el exceso de aceite con la ayuda de una toalla.
  • Exfoliación con aceite de oliva y azúcar: si buscas nutrir en profundidad tus pies, toma nota de este truco. Mezcla un par de cucharadas soperas de azúcar con un chorrito de aceite de oliva, remueve hasya que consigas un pasta. A continuación, vierte esta pasta por tus pies y masajea durante un tiempo. Ayudará a eliminar las durezas y lucirás unos talones de revista 😉

Pero los beneficios no se acaban aquí. Si después de aplicar cualquiera de estos dos remedios tapas tus pies con unos calcetines de algodón, ayudarás a que el aceite de oliva penetre directamente en la piel. El resultado lo dice todo: pies hidratados, libres de durezas.

Y tú, ¿a qué esperas para utilizar el aceite de oliva para mejorar el aspecto de tus pies? Vete sacando las sandalias del armario 😉

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.